TIPS

Rutinas del bebé (8 meses en adelante)

Clave: ya empiezan a tener horarios más marcados y establecidos

– Ahora tu guaguita empezará a comer 2 veces al día (es ideal, ya que el nivel de producción de leche empieza a disminuir, entonces es un gran alivio contar con más lapso de tiempo)

– Con respecto al sueño: prácticamente duermen una siesta después de almorzar, quizás duermen en algún momento del día (pero corto) y ya en la noche debiera dormir de corrido o despertar pocas veces (generalmente cuando se le cae el chupete)

– Por ejemplo, mi rutina con ella en la tarde es la siguiente: al volver del jardín infantil juego con ella de 18 a 18.30 hrs, luego la baño de 18.30 a 18.50 hrs, le preparo la comida y ella en verdad es flash para comer (18.50 a 19.20 hrs). De ahí la dejo jugando en su silla (por ahora ocupo la silla “koala” con una bandeja… entonces le pongo juguetes encima para que se entretenga). Tipo 20.30 hrs ya empieza a cansarse, entonces la mudo y, a veces, la acuesto enseguida (generalmente se refriega mucho sus ojos) o sino la llevamos a nuestra cama y ahí la entretenemos esperando que sean las 21 hrs para darle su última leche

Con nuestro otro hijo seguimos la misma rutina y hasta el día de hoy está super acostumbrado a que al volver a la casa después del jardín, él puede jugar un rato, luego bañarse y después comer (en ese momento le pongo un rato los monitos). Eso nos permite que entre 20.45 y 21 hrs ya podamos acostarlo en su cama y así tener tiempo para hacer nuestras propias cosas. Además, nosotros siempre optamos por acostarlo, despedirnos cariñosamente y lo dejamos solo, nunca hicimos el intento de quedarnos a su lado hasta que se quede dormido… Nos dimos cuenta que hacer eso al final era peor ya que se acostumbraban a que uno deba estar 15-30 min con ellos y tener que salir de la pieza casi que a escondidas para que no se dieran cuenta. Eso no quiere decir que al acostarlos, él automáticamente se quede dormido: muchas veces se queda cantando, jugando o lo que sea, pero le dura un rato y se queda dormido solo por cansancio. Si es que está muy inquieto, ahí es donde entramos a su pieza, le explicamos que es hora de dormir y lo dejamos solo nuevamente.

 

Mucho ánimo con las rutinas! Nadie dijo que fuera fácil… Y muchas veces les pasará que Ustedes van a celebrar que su hijo finalmente se acostumbró y, de un día para otro, van a volver a tener algún problema y volverán a 0. De eso se trata, de seguir para adelante todo el rato, ya que cada día es una experiencia nueva.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.